Cómo tener los cuidados adecuados para
mantenerse saludable conforme envejece

Pruebas y tratamientos que necesita, y otros que podría no necesitar

Cuidar su salud es importante en todas las etapas de su vida, pero especialmente a medida que envejece.

Esta es una breve guía de algunas pruebas y tratamientos más comunes para adultosmayores. Se basa en recomendaciones de expertos médicos y de Consumer Reports. Puede ayudarle a hablar con su médico sobre la atención que necesita para mantenerse sano. También puede evitar que le hagan pruebas y tratamientos que tal vez no necesite. Algunos podrían hacerle daño y otros son un desperdicio de dinero.

Para saber más sobre cómo mantenerse sano a medida que envejece, vaya al sitio Web:
www.ConsumerHealthChoices.org/seniors

RightCareSP1
consumerreports_logo_2line_2color
CWlogoSP

5 pruebas y tratamientos que hay que tener

Casi todas las personas deberían hacerse estas pruebas y tratamientos.

Hágase estas pruebas rutinarias de detección.

Estas pruebas de detección le dicen si tiene un problema de salud. De esa manera, puede recibir el tratamiento que necesita.

Presión arterial. Hágase esta prueba cada 1 o 2 años.

Colesterol. Hágase esta prueba al menos una vez cada 5 años si:

  • Es hombre mayor de 35 años, o
  • Es mujer mayor de 45 años y está en riesgo de tener una enfermedad del corazón (por ejemplo, si tiene alta presión arterial o una historia familiar de enfermedades del corazón).

Diabetes tipo 2. Hágase esta prueba cada 3 a 5 años si:

  • Tiene alta presión arterial, o
  • Está en riesgo de tener diabetes tipo 2 (por ejemplo, si pesa demasiado).
RightCareSP2
RightCareSP3

Vacúnese contra la influenza cada año.

Esta es una de las mejores formas de protegerse. Y, aunque sí le dé la influenza, probablemente sea más leve. Póngase la vacuna contra la influenza tan pronto como pueda en la época de influenza.


Manténgase al día de otras vacunas.

Las vacunas lo protegen de ciertas enfermedades. Y no son solamente para niños. Los adultos también las necesitan.

Vacuna contra el tétano y la difteria. Póngasela cada 10 años. Pregúntele al médico cuándo empezar, con base en las vacunas que le pusieron en la adolescencia.

Vacuna contra el herpes zoster. Póngasela cuando cumpla 60 años.

Vacuna contra la neumonía. Póngasela cuando tenga 65 años (o antes, si su médico lo recomienda). Hay dos tipos. Pregúntele al doctor cuál debe ponerse y cuándo.

Vacuna contra la tos ferina. Póngasela una vez de adulto, especialmente si pasa tiempo con niños pequeños.

Una densitometría ósea es un tipo de radiografía. Mide la fuerza de los huesos.

  • Si es mujer, hágase esta prueba a los 65 años.
  • Si es hombre y tiene más de 70 años, pregúntele a su médico cómo podría ayudarlo o dañarlo esta prueba.
  • Si es hombre o mujer más joven, pregúntele a su médico si está en riesgo de pérdida temprana de hueso. En ese caso, podría necesitar esta prueba antes.

Si la prueba muestra huesos débiles, el médico puede recomendarle pruebas de seguimiento.

RightCareSP4
healthy_aging4

Hágase estas pruebas de detección de cáncer.

Estas pruebas de detección pueden encontrar cáncer más pronto. Eso hace que sea más fácil de tratar.

Mamografía. Esta prueba busca señales de cáncer de seno.

  • Si usted es mujer y tiene entre 50 y 74 años, Hágase esta prueba al menos cada 2 años.
  • Si es una mujer mayor o menor, hable con su médico sobre su historia familiar de cáncer de seno. Juntos pueden decidir si necesita hacerse mamografías.

Prueba de cáncer de colon. Hágase una prueba de sangre oculta en heces fecales cada año o una colonoscopia cada 10 años si:

  • Tiene entre 50 y 75 años de edad, o 
  • Tiene menos de 50 años, con historia familiar de cáncer de colon.

Tomografía computarizada para cáncer de pulmón. Hágase esta prueba si tiene alto riesgo de cáncer de pulmón. Eso significa que usted:

  • Tiene entre 55 y 80 años de edad, y
  • Fumó al menos dos cajetillas diarias de cigarrillos, por lo menos durante 15 años, o
  • Fumó al menos una cajetilla diaria de cigarrillos, por lo menos durante 30 años

Pregúntele a su médico sobre los riesgos de resultados anormales, pero no dañinos. Algunos resultados podrían llevar a más pruebas, que probablemente no necesite.

5 pruebas y tratamientos que hay que cuestionar

Casi nadie necesita estas pruebas y tratamientos.
Hable con su médico sobre cómo podrían ayudarlo o dañarlo.

Tome antibióticos solo cuando realmente los necesite.

Estas medicinas curan problemas de salud causados por bacterias, como faringitis por estreptococo. Pero no ayudan cuando los problemas son causados por un virus, como el resfriado común. Tampoco ayudan a problemas de la piel, excepto los causados por bacterias. Si usted usa antibióticos que no necesita, podrían no funcionar igual de bien cuando sí los necesite. Así que, antes de tomar estas medicinas, pregúntele a su médico si realmente las necesita.


Probablemente no necesita una prueba de detección de vitamina D.

Hágase esta prueba únicamente si es probable que tenga baja la vitamina D. Quizá solo necesita un poco más de sol. O, quizá solo necesita consumir alimentos altos en vitamina D que incluyen carne, pollo, pescado graso y alimentos adicionados con vitamina D. Pregúntele a su médico si debe tomar pastillas de vitamina D. Demasiada vitamina D puede dañarle los riñones u otros órganos.


Probablemente no necesita pruebas de imágenes por dolor en la parte baja de la espalda.

Las pruebas de imágenes, como los rayos X, CT-scan y MRI, tienen riesgos. Podrían llevar a otras pruebas que no necesita y a tratamientos que no sirven. Por eso, hágase estas pruebas únicamente si tiene otros síntomas, que pueden incluir: pérdida de peso sin explicación, fiebre, incontinencia urinaria o fecal, y pérdida de sensibilidad o de fuerza en las piernas.

 

El dolor probablemente desaparecerá en un mes más o menos. Mientras tanto, camine más. Y pruebe tomar medicinas para el dolor que se venden sin receta, como Tylenol, Advil o Aleve.


Probablemente no necesita estas pruebas de detección de cáncer.

Papanicolaou. Esta prueba detecta el cáncer cervical. Si usted:

  • Es una mujer mayor de 65 años y sus pruebas anteriores de Papanicolaou fueron normales, no la necesita.
  • Es una mujer de 30 a 65 años, hágase esta prueba cada 5 años. Hágase una prueba de HPV (virus del papiloma humano) al mismo tiempo.
  • Tiene probabilidad de tener cáncer cervical (por ejemplo, si ha tenido cáncer cervical antes), podría necesitar esta prueba más seguido. Hable con su doctor.

Tome medicamentos opioides contra el dolor cuando realmente los necesite.

Los opioides (narcóticos) son medicamentos fuertes. Pueden ayudar a manejar el dolor a corto plazo. Pero no son la mejor forma de tratar el dolor a largo plazo. Esto incluye dolores de artritis, dolor en la parte baja de la espalda y dolores de cabeza. Es fácil hacerse adicto, y las personas pueden morir por tomar demasiadas de estas medicinas. Pregúntele a su doctor sobre otras formas de aliviar el dolor.

consumerreports_logo_2line_2color

Elaborado por Consumer Reports, con el agradecimiento a la Academia Estadounidense de Medicina Familiar, el Colegio Estadounidense de Médicos del Tórax, la Asociación Estadounidense de Patología Clínica, la Asociación Estadounidense de Anestesiólogos, la Asociación de Medicina Interna General.

Este informe es para usarse cuando hable con su proveedor de atención médica. No sustituye las recomendaciones médicas ni el tratamiento. Use este informe bajo su propio riesgo.

© 2016 Consumer Reports